CIUDAD DE MÉXICO, 26 de octubre de 2020. — El presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, anunció que de ser necesario, presentará una iniciativa de reforma a la Constitución para reafirmar que en materia energética siempre predominará el interés de la Nación.

En la conferencia de prensa matutina de este lunes, comentó que esto significa revertir las consecuencias de la política impuesta en el sexenio anterior en beneficio de particulares, como los constantes aumentos al precio de la energía eléctrica, las gasolinas y el diésel.

“Lo que planteamos es que se despache a las plantas de la Comisión Federal de Electricidad primero y que también se despache a las plantas privadas pero que se ponga por delante el interés público porque las plantas privadas significan lucro, son negocios privados y lo que genera la Comisión Federal de Electricidad pues es en beneficio de la población para que no aumente el precio de la luz”, explicó, por medio de un comunicado.

Dijo que esta política no implica un riesgo de fuga de inversiones en el sector y que continúa la apertura a la iniciativa privada, con piso parejo y sin permitir abusos.

“Los inversionistas saben bien que tienen campos suficientes para invertir en México siempre y cuando se respeten las leyes de México y no haya corrupción. (…) Hay reglas muy claras y constantemente me están buscando empresarios extranjeros para informarme que van a traer más capital a México y son bienvenidos siempre y cuando no haya abusos, no haya saqueos, no haya contratos leoninos, que paguen impuestos, que respeten la soberanía del país”, remarcó.

Sigue la nota aquí.