Perú y los presidenciables en México

La crisis es nuestra como nuestro es el Perú, y nuestra es la responsabilidad de saber compartirla.

Alan García (político y expresidente peruano, 1949-2019).

En Perú hubo elecciones de manera simultánea a la de México, en este país hay segunda vuelta electoral, en la primera participaron 18 diferentes candidatos, quedando al final las dos propuestas más votadas: Pedro Castillo, profesor que encabezó varias huelgas magisteriales y a quien se le ha ligado a Sendero Luminoso y por otro lado, la polarizante figura de Keiko Fujimori, hija de Alberto Fujimori, quien gobernó 10 años el Perú y a quien a sus 82 años se encuentra preso en el penal de Barbadillo, por crímenes cometidos durante su mandato (recordemos que él generó un autogolpe de estado, para desaparecer el congreso)  a él, su hija lo ha prometido indultar, en caso de ganar la presidencia.

Después de la primera vuelta, hubo una recomposición de las fuerzas políticas, las diferentes organizaciones se decantaron por las dos opciones (izquierda radical y derecha radical) no hubo medias tintas, ningún socialdemócrata o democristiano moderado.

Las campañas estuvieron afectadas por los escándalos de corrupción generados por los sobornos de Odebrecht que incluso provocaron el suicidio del expresidente Alan García en 2019. Hubo un índice aterrador de contagios, producto de las mismas condiciones económicas en que viven los peruanos, la mayoría reside en hogares superpoblados, también la mayor parte tiene que salir a trabajar y dado que solamente el 49 % de ellos cuentan con refrigerador, tienen que salir diario a comprar alimentos. Esto produjo el incremento de contagios. En México, el 88 % de la población cuenta con teléfono móvil y refrigerador. Con casi un 19 % de Pedro Castillo, contra un 13.5% de Keiko Fijumori, se determinó que ambos irían a una segunda vuelta electoral.

Ante una muy estrecha diferencia a favor de Pedro Castillo, Keiko Fujimori ha decidido no reconocer el resultado, creando una polarización en la región. Las cifras oficiales nos indican que Pedro Castillo, candidato del partido izquierdista Perú Libre, es el virtual ganador de las elecciones presidenciales en el país andino, al imponerse con el 50.12 por ciento de los votos frente al 49.87 por ciento de su rival del partido derechista Fuerza Popular, Keiko Fujimori, informó el órgano electoral tras el 100 por ciento de actas contabilizadas. En consecuencia, será quien asumirá el poder el próximo 28 de julio en sustitución del mandatario interino Francisco Sagasti.

Las acciones de Keiko Fujimori, que amenazan llegar a la ingobernabilidad han sido calificadas como un “golpe de estado blando”. Ojalá que los peruanos puedan resolver dentro del marco constitucional sus diferencias y que Pedro Castillo una vez tomada posesión, sepa mediar y no confronte más a la sociedad peruana. Una sociedad dividida, es una sociedad paralizada.

Por otro lado, la carrera presidencial ya empezó, de broma se dice en los memes, que el más cercano a la silla de la presidencia es Marcelo Ebrard, que la distancia que lo separa es tan solo de un metro.

En un perverso juego de palabras entre la supuesta cercanía de un metro y la distancia insalvable que podría parecer por la tragedia de la línea 12 del metro. La famosa línea dorada.

Aunque Marcelo, encabeza hoy –por estrecho margen- las encuestas de Morena (tres puntos porcentuales 28.3 versus 25.3), contra su principal adversaria que es Claudia Sheinbaum, hay quien piensa que está herido de muerte, por el reporte filtrado a NYT sobre el metro, (hay quien piensa que la filtración surgió desde los cercanos de la misma Claudia); a su vez, hay quien considera que la aparición hasta de la familia política de la hoy Jefa de Gobierno, en los Panama-Papers fue estrategia de los afines al hoy canciller.

Casi 10 puntos abajo se encuentra la hoy Secretaria de Economía Tatiana Clouthier Carrillo, llama la atención que tan solo siete puntos abajo, se encuentra considerado el empresario Ricardo Salinas Pliego y solo un punto abajo, el polémico y controvertido personaje, Gerardo Fernández Noroña casi empatado con Ricardo Monreal.

Por el lado de los posibles opositores a Morena, en la única encuesta que ha salido, se encuentra encabezando, por un amplio margen, ―casi 20 puntos― el anterior candidato de la alianza PAN-PRD-MC, Ricardo Anaya, con 37.3 % de preferencia, le sigue del PRI, Miguel Ángel Osorio Chong, con 18.1 % y seis puntos abajo, de MC, Enrique Alfaro con 12.6 %, después aparecen dos gobernadores panistas, Mauricio Vila de Yucatán con 10 % (quien es uno de los gobernadores mejor calificados del país) y Diego Sinuhé con 9.6 %. Aquí aparece también un empresario, Claudio X González, con 6.7 % y por último del PRI, Alejandro Moreno con 5.7 %.

Fuera totalmente de las encuestas, pero no descartados, gracias a su capacidad política e inherente carisma, se encuentran, dos personajes que utilizan cada quien el tótem de un animal y así se les reconoce, por el lado de MORENA y sus aliados, “El Toro sin cerca”, el impredecible Félix Salgado Macedonio, quienes sus seguidores lo ven hoy, como un posible sucesor de AMLO y bueno, todo es posible. Por el lado de la oposición, tendríamos a “El Jaguar”, quien ya intentó participar la ocasión anterior a la presidencia de la república y a quien no le falta capacidad, inteligencia, entrega, amigos ―entre los que me incluyo― y pasión política.

La sucesión presidencial ya empezó, de hecho, desde antes de la elección. Aquí la pregunta es: ¿qué es lo que tú quieres ser en este proceso? ¿Espectador o actor? La política, requiere la más amplia participación de la base social, entre más personas nos involucremos y aportemos, mejor para el desarrollo de nuestra comunidad, es por ello que también participaré en lo personal, con entusiasmo en los foros que se organizan ya para conformar propuestas de gobierno, especialmente en la rama turística.

Sumemos esfuerzos en Guerrero, recuerden que solamente Juntos, Logramos Generar, Propuestas y Soluciones.

JLG