ACAPULCO, Gro., 22 de noviembre de 2013.- Empleados sindicalizados del ayuntamiento de Acapulco tomaron las dos salas de regidores del ayuntamiento porteño en protesta por el cambio de 40 trabajadores administrativos a labores operativas en la dirección de saneamiento básico y el instituto de la mujer.

Cerca de las 09:00 horas los sindicalizados cerraron con cables, con llave y colocaron escobas en las puertas de las oficinas de los ediles en repudio a la determinación sin consultar a los dirigentes sindicales de la administración municipal que encabeza Luis Walton Aburto.

Los trabajadores sacaron de su oficina al delegado, Adolfo Vanmeter, quien les giró un oficio para ponerlos a disposición y ubicar a los 40 trabajadores de las ocho regidurías a áreas administrativas.

Los manifestantes, que son respaldados por tres dirigentes del Sindicato Único de Trabajadores al Servicio del Estado de Guerrero, sostienen una reunión con la secretaria general en la sala de cabildo y mantienen un paro de labores.

La secretaria general del ayuntamiento Magdalena Camacho Díaz dio a conocer que los cambios obedecen a que desaparecieron ocho regidurías y admitió que no se cumplieron las formas para determinar el cambio y ofreció dejar sin efecto el oficio de reubicación de los empleados.

Dijo que no les han quitado derechos y se les han dado mejorías a los trabajadores, quienes gritaron consignas contra la administración municipal a la que acusaron de hostigamiento laboral.