ACAPULCO, Gro., 12 de julio de 2017.- El subdelegado estatal de la Comisión Nacional Para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef), Ricardo Torres Herrera informó que en lo que va del año se tiene un registro de 50 casos por robo de identidad en el estado, lo que significaría aproximadamente ocho casos al mes.

Detalló que del 1 de enero de 2017 al 12 de julio de 2017, Acapulco es quien concentra el mayor porcentaje con el 50 por ciento, la región Costa Grande el 20 por ciento y Chilpancingo el 15 por ciento.

En entrevista para Quadratín, Ricardo Torres dijo que del total de los casos en estos siete meses, 28 ya fueron resueltos favorablemente, ocho no fueron favorables y tendrán que iniciar una denuncia en tribunales y 14 están pendientes. Además que el monto total es de 565 mil pesos, de lo cual ya se ha recuperado 385 mil pesos.

“A comparación del año anterior vamos un poco a la baja de manera considerable, en el 2016 fueron 161 asuntos y en este año solamente van 50, ha bajado, pero aún persiste esa situación, los montos han disminuido en cuanto era lo que se reclamaba. El año pasado fue un total de 15 millones 600 mil pesos lo que estaba en detrimento de los usuarios y se recuperaron casi 11 millones de pesos; en este periodo apenas tenemos un monto de 565 mil pesos y se han recuperado 385 mil pesos”, apuntó.

En 2016 el 95 por ciento del robo de identidad fue hacia maestros, ya que solicitaban créditos bancarios y sufrían fraudes, mientras que este año la mayoría son usuarios generales y son quienes solicitan la apertura de una cuenta de ahorro y sólo un 20 por ciento son maestros.

“Aquí el principal problema del año pasado, el 95 por ciento de todos esos que vimos fueron de maestros, este año ya es población en general y sólo el 20 por ciento es maestro y la diferencia es que todos estos asuntos de este año la mayoría son de cuentas de que no han aperturado los usuarios, que supuestamente lo abrieron para el deposito, los del año pasado eran para obtener un crédito”, afirmó Ricardo Torres.

Asimismo sostuvo que la falsificación de la credencial del INE es el principal problema para el robo de identidad, ya que le cambian las fotografías y la firma, “este fenómeno se sigue dando aunque va a la baja y hay que tener en cuenta que se tiene que tener mucho cuidado con la documentación que tenemos”.