ACAPULCO, Gro., 19 de agosto de 2019.- El gobernador Héctor Astudillo Flores informó que este año se dará vigilancia militar y policial a las mismas 250 escuelas del puerto que se resguardaron en el ciclo escolar pasado. 

En declaraciones antes de presidir la firma de convenio entre el gobierno estatal y el Fovissste, dijo que no se incluirán más instituciones a la operación de seguridad porque “ya de por sí atender las que se han venido atendiendo ocasiona que se dedique un número especial, tanto de elementos como se ha hecho, de la Defensa Nacional, de la Policía del Estado”. 

Indicó que la Secretaría de Educación Guerrero (SEG) cuenta con un mapa de riesgo “de todos los problemas que se van a presentar” en este nuevo año escolar, pues afirmo que este se utiliza como excusa para exigir asuntos pendientes en planteles de las distintas regiones.  

Respecto a la toma de protesta de Alejandro Moreno como nuevo dirigente nacional del PRI, el mandatario estatal pronosticó que logrará la unidad dentro del partido, e indicó que al asistir al evento, también se reunió con otros gobernadores del tricolor, con quienes abordó “el tema del presupuesto, la escasez de recurso también”. 

Puntualizó que la llegada de Alito, como es conocido el también gobernador de Campeche con licencia, a la dirigencia del partido, debe servir para unir más a los priístas frente a los problemas que enfrentan los gobiernos estatales.  

Astudillo Flores reconoció que lo institutos políticos tienen altibajos y “el PRI está viviendo una etapa difícil. No soy yo el que se va a poner a hablar sobre el PRI, ni me corresponde”, pero puntualizó que la nueva dirigencia tiene que ser un punto de partida de mayor unidad.  

“Yo lo que creo, finalmente, es que el ejercicio que hizo el PRI (para elegir a la dirigencia nacional) fue bueno a secas, pero pudo haber sido desastroso”, concluyó.