ZIHUATANEJO, Gro., 10 de septiembre de 2020.- El dirigente campesino, Pedro Quiroz Basurto informó que el proyecto de integración de la octava región para Guerrero no ha tenido avances en los últimos cinco años, lo cual afecta a miles de habitantes de la Sierra.

Consideró que hay falta de voluntad política por parte del Congreso del Estado y del Ejecutivo estatal, ya que decretar una nueva región les corresponde directamente a ellos.

En 1996 se hizo la propuesta y desde entonces han llegado gobernadores y diputados sin que se presenten avances en el tema.

En enero de 2015, el gobernador interino, Rogelio Ortega Martínez firmó un decreto para la integración de la región Sierra, la cual se añadiría a las siete restantes, pero no hubo nada más posteriormente.

Mientras tanto, los problemas de salud, educación y seguridad se han ido recrudeciendo en las poblaciones serranas sin que se atiendan.

Al haber una octava región, las comunidades tendrían mayores posibilidades de salir adelante con la creación de municipios, a los cuales se les designarían recursos de manera directa.

“No entiendo por qué quien tiene que hacerlo no lo ha hecho. Han pasado cinco años de la firma del decreto, que sólo fue una ilusión falsa para los habitantes de la Sierra”, expresó.

Según lo previsto en el proyecto de la octava región, la Sierra estaría compuesta por seis municipios, teniendo tentativamente como cabecera distrital a Vallecitos de Zaragoza.

La propuesta surgió hace casi 25 años debido a la marginación social y económica que se vive en aquellos poblados.