CHILPANCINGO, Gro., 19 de septiembre de 2019.- Trabajadores del ayuntamiento capitalino, agremiados a la sección 28 del Sindicato Único de Servidores Públicos del Estado de Guerrero (SUSPEG) volvieron a cerrar los accesos al Palacio Municipal y además bloquean las avenidas Ignacio Ramírez y Juan Álvarez del Centro de la ciudad.

Por segundo día consecutivo, los manifestantes exigen el pago del bono de antigüedad y del Día del Servidor Público, que se celebró el pasado 8 de septiembre y debieron cobrar el día 13, para unos mil 300 empleados afines a esta sección sindical.

También denunciaron que no han conseguido dialogar con el alcalde perredista Antonio Gaspar Beltrán.