ACAPULCO, Gro., 17 de febrero de 2020.- Padres de familia y maestros del jardín de niños Nicolás Bravo llamaron a las autoridades educativas y al Ayuntamiento para que arreglen una barda perimetral, ya que el pasado viernes una parte colapsó y otro tramo está dañado.

En entrevista afuera del plantel, la maestra Mati Mendoza Escobar, dijo que ya han entregado documentos tanto al gobierno municipal como a la Secretaría de Educación Guerrero (SEG), para que atiendan varias solicitudes, pero no han tenido una respuesta favorable.

“(Pedimos) por favor (que) nos ayuden a reparar la barda perimetral que se cayó, ya que es un peligro para los niños y para la institución, como a los padres de familia, ya que está comunidad es muy unida, los padres vinieron a ayudar y apoyar a la limpieza para que los niños puedan trabajar y al maestro de educación física le pertenece esa área y no ha podido trabajar”, comentó.

Agregó que también han solicitado al director de la CAPAMA para que acuda a reparar una tubería que está a punto de colapsar, así como un muro de contención que está fracturado, incluso afirmó que ya fueron trabajadores de Protección Civil a revisarlo, pero indicaron que no es un problema, pero desde la parte de arriba hasta el piso tiene una fractura.

Por otra parte, la maestra de segundo grado del jardín de niños, Laura Elena Herrera mencionó que no es la primera vez ni el primer año que solicitan el apoyo para la reconstrucción de la barda, la cual tiene más de seis años y está en mal estado, “ya se colapsó una parte, yo no sé, pero no tarda mucho en qué se caiga otra parte de esta barda”, lamentó.

El plantel Nicolás Bravo cuenta con 103 niños en su matrícula, incluyendo algunos infantes con necesidades educativas especiales, “ese es más nuestro temor que no haya barda aquí”, concluyó.