ACAPULCO, Gro., 9 de agosto de 2019.- El delegado federal en el estado, Pablo Amílcar Sandoval Ballesteros, informó que son 26 mil los campesinos que no han recibido el fertilizante y no 70 mil, como dio a conocer el gobernador Héctor Astudillo Flores esta semana. 

No obstante, reconoció algunas faltas en el desarrollo del programa del gobierno federal, el cual que aseguró será atendido, pues lo que se busca es el beneficio de los campesinos, pese a la “posible inducción de protestas”. 

Sostuvo que los productores de La Montaña serán atendidos, aunque “falta hacer un balance más objetivo”. El paso siguiente, añadió, es la conformación de indicadores que evalúen la productividad del campo. 

Amílcar Sandoval negó que el programa se haya politizado. “No se trata de dimes y diretes”, expresó, y añadió que se busca que las tareas del campo no sean sinónimo de pobreza extrema. 

“Vamos a concentrarnos en La Montaña porque son los indígenas los más olvidados de este país. Este gobierno ha dicho desde su primer día que su prioridad número uno es la atención a los pueblos indígenas y vamos a hacer honor a este compromiso”, argumentó.