CHILPANCINGO, Gro., 19 de noviembre de 2017.- El representante legal de los padres de los 43 normalistas de Ayotzinapa Vidulfo Rosales Sierra consideró que el retraso del gobierno federal para dar avance a las investigaciones de la desaparición de los 43 estudiantes es porque representaría un costo político-electoral para el PRI en 2018.

En entrevista durante la toma de la caseta de Palo Blanco de la Autopista del Sol, el abogado del Centro de Derechos Humanos de La Montaña Tlachinollan expresó su molestia hacia el gobierno federal por incumplir el compromiso hecho ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) en junio de este año, cuando presentó un cronograma de actividades, entre las que destaca la detención de la Policía de Huitzuco en julio.

“No queremos que este año se vaya en blanco con esta posición del gobierno de que cada mes nos da pedacitos, retazos de avances, nos va dando avances a cuentagotas. Desde nuestro punto de vista es una estrategia del gobierno, estrategia político-electoral del gobierno de administrar el caso de aquí al 2018 para que ellos no tengan costos políticos. Para ellos a mayor esclarecimiento, mayores costos políticos”, sentenció.

Reiteró la crítica a la postulación de Ángel Aguirre Rivero para un nuevo cargo político, pues consideró que no sólo es cinismo de él sino de los partidos que buscan postularlo pues aún tiene una responsabilidad.

“Para nosotros Ángel Aguirre tiene una responsabilidad que tiene que dilucidar, su responsabilidad penal y política y desde nuestro punto de vista está en proceso, la línea de Huitzuco abarca a las autoridades estatales como Ángel Aguirre e Iñaki Blanco”, aseveró.