CIUDAD DE MÉXICO, 14 de abril de 2021.- En reunión con el Gabinete de Seguridad, el presidente Andrés Manuel López Obrador abordó la situación de violencia que azota en el estado de Michoacán, en el que solicitó que no se use ninguna medida represiva. 

En su conferencia matutina, el Primer Mandatario convocó a los pobladores de Aguililla y a todas las comunidades de la entidad purépecha a ayudar a la pacificación del país sin el uso de la fuerza.

“Siempre he sostenido que no se puede enfrentar la violencia con la violencia, no se puede apagar el fuego con el fuego. Hay que enfrentarlo haciendo el bien”, sostuvo el Presidente de México.

Después de la insistencia del gobierno de Michoacán de pedir la intervención del Ejército y el uso de la fuerza, se acordó una reunión en un cuartel militar de la Sedena entre el gobernador Silvano Aureoles, el comandante de la zona y otros oficiales donde se reiteró que tiene que privilegiarse el diálogo.

La nota aquí.