CHILPANCINGO, Gro., 12 de agosto de 2014.- La presidenta del Grupo de Empresarios de Chilpancingo, Leticia Maganda Sánchez, reveló que según los reportes de las últimas semanas, 68 negocios de diversos tamaños y giros han cerrado definitivamente debido a las amenazas y extorsiones de las bandas criminales.

Para ella la inseguridad que prevalece en esta capital no sólo no se ha atenuado con la implementación de diversas acciones oficiales, sino que se ha complicado.

Al reconocer que ese clima se ha tornado difícil para la actividad empresarial, señaló que la realización de eventos como la Feria de Regreso a Clases, que promueve la delegación de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) en el estado no tuvo la misma respuesta por parte de los comerciantes, pues mientras en 2013 participaron 36, este año apenas lo hicieron 26, lo que evidencia el desaliento que priva por la falta de seguridad.

La representante del sector privado señaló que siguen siendo constantes los asaltos y “cortinazos”, sobre todo los fines de semana, cuando hay más actividad comercial, sin que hasta el momento se aprecie la realización de algún operativo que verdaderamente cubra el concurrido primer cuadro de la ciudad.

Puntualizó que de los 68 negocios que han cerrado, los propietarios lo han hecho porque han sido víctimas de amenazas, extorsiones, robos y asaltos lo que también ha provocado que al menos siete empresarios hayan salido de la ciudad junto con sus familias, por temor a ser asesinados por la delincuencia organizada.