CHILPANCINGO, Gro., 28 de julio de 2014.- La  Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) en Guerrero, emitió un dictamen técnico para identificar  mil 400  huevos de tortuga que fueron asegurados a una persona que pretendía su comercialización.

A través de un comunicado, se informó que el estudio de los especialistas determinó que los productos si corresponden al de la especie Lepidochelys olivácea, pero ya no eran aptos para su incubación dado el tiempo transcurrido desde que fueron recolectados en la playa, hasta el momento de emitir el dictamen.

El Ministerio Público Federal puso los 1,400 huevos de  quelonio marino, en custodia de la Profepa Guerrero para su conservación, hasta que un Juez Federal ordene su destino final.