CHILPANCINGO, Gro., 28 de diciembre de 2013.- Javier Monroy, coordinador del Taller de Desarrollo Comunitario (Tadeco), dijo que en los años setenta hubo 500 desaparecidos, además de docenas de asesinados y cientos de detenidos en Guerrero, denunció que, en la entidad, se vive peor que en la “guerra sucia”.

Desde 2005, la cifra supera los 600 casos, y se contabilizan más de 2 mil asesinatos, “y hay una cifra negra de casos porque los familiares no denuncian”, señaló.

Indicó que desde 2006, se construyó el Centro de Familiares, Amigos Secuestrados, Desaparecidos y Asesinados; a partir de esa fecha en Chilpancingo, Acapulco, Iguala, Taxco y Tierra Caliente surgieron grupos armados que operan con impunidad y bajo la protección de las autoridades, así lo informó el portal AM.