CHILPANCINGO, Gro., 4 de diciembre de 2013.- La industria del mezcal en Guerrero se convirtió en un sector de bajo rendimiento, con alto número de carencias y de producción irregular, informó Patricia Acevedo Pacheco, presidenta de la Red de Productores de Maguey y Mezcal del Estado (Red Prommeg).

Puntualizó que solamente tres marcas de mezcal guerrerense cuentan con certificación, de las más de cincuenta que se producen en la entidad.

Lamentó que la falta de certificación por parte del Consejo Mexicano Regulador de la Calidad del Mezcal (Comercam), debilitó la comercialización de la bebida destilada.

La presidenta de la Red Prommeg subrayó que la falta de certificación de varias marcas en la producción del mezcal ponen en riesgo al consumidor, ya que al no cumplir con las normas, la bebida pudiera tener altos niveles de metanol.

De acuerdo a la información proporcionada en la página del Comecam, el consumidor debe de tener mucha precaución, porque el mezcal con proceso de destilación inadecuado puede originarle grandes riesgos en la salud y llevarlo hasta la muerte, por su alto grado de metanol.

De acuerdo a Patricia Acevedo Pacheco, lograr la certificación en la producción de mezcal no es sencillo.

“Es un trámite muy complicado, la mayoría de los productores de mezcal en Guerrero no tienen estudios, además, sus fábricas deben de cumplir con los requisitos y normas que marca el  Comercam y lograrlo implica un monto muy alto”, argumentó.

Sin embargo, aseguró que para el 2014 gran parte de los productores guerrerenses de maguey y mezcal contarán con la certificación del Comercam, puesto que como organización iniciaron una campaña de regularización, normalización y certificación de la bebida.