ACAPULCO, Gro., 8 de junio de 2015.- Durante la jornada electoral en Guerrero se instalaron 4 mil 710 casillas de las 4 mil 807 que se tenían previstas; hubo 106 incidentes, de estos 26 en Tixtlla en donde fueron incendiadas igual número casillas.

 

Estas movilizaciones fueron acciones de los padres de los 43 normalistas de Ayotzinapa, desaparecidos el pasado mes de septiembre, así como por maestros de la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación en Guerrero (CETEG), quienes provocaron que no se instalaran casillas en 10 de las 29 secciones de Tixtla.

 

El presidente del Consejo Local y vocal ejecutiva del Instituto Nacional Electoral (INE) en Guerrero, David Alejandro Delgado Arroyo, dijo que en Tixtla no se instalaron 26 de 50 casillas, esto es más del 50%, y que la nulidad de la elección para autoridades municipales, solo podrán declararla los tribunales electorales, siempre y cuando exista una impugnación de algún partido político.

 

En Tlapa se enfrentaron maestros del Movimiento Popular de Guerrero a policías federales y militares que rescataron a 30 de sus compañeros retenidos, resultaron varias personas heridas y un maestro muerto.

 

En Chilpancingo encapuchados queman con bombas molotov una camioneta estacionada a un costado del Instituto Electoral de Participación ciudadana de Guerrero, no se reportan heridos.

 

Militares, policías federales, estatales, la Gendarmería nacional y Marinos, continúan la vigilancia en Guerrero, resguardan también las oficinas del Instituto Nacional Electoral y de los institutos estatales.