ATOYAC, Gro., 15 de noviembre 2018.- La Secretaría de Seguridad Pública, en coordinación con Tránsito municipal y la Dirección de Reglamentos, establecieron este jueves un dispositivo en la avenida principal Juan Álvarez.

Lo anterior, como parte de un programa de reordenamiento vial para invitar a los comerciantes establecidos en el primer cuadro de la ciudad, a que liberen la vía pública y las banquetas para permitir el paso peatonal y de vehículos, a fin de prevenir incidentes.

Durante un recorrido realizado por el lugar, Martina Martínez Morales vecina de la colonia El Chico, pidió que la presidenta municipal Yanelly Hernández Martínez cumpla lo que le prometió en campaña, cuando le aseguró que le otorgaría un espacio para vender la calabaza, el chipile, pipisa, epazote y guajes que ofrece.

Dijo sentirse contenta porque votó por la profesora Yanelly y todavía tiene la esperanza que se acuerde de ella y la reubique en algún lugar, porque desde hace 10 años ha vendido sus mercancías en la calle para obtener dinero para poder comer y cubrir sus necesidades básicas.

Por su parte, el director de Tránsito municipal Marino Emmanuel Gómez Flores explicó que se les envió una notificación a los comerciantes para darles un plazo de 48 o 72 horas, para que retiraran sus mercancías de la vía pública, propuesta que el 90 por ciento acató, aunque se dieron algunas prórrogas.

Anunció que en el caso de los comerciantes ambulantes, se les permitirá seguir vendiendo en la vía pública y sólo se les ha pedido que reduzcan el espacio que ocupan, y cuando se les asigne un lugar serán reubicados para que no obstruyan el paso de la gente “porque tenemos que ser flexibles, no podemos privarlos de ese derecho de vender y comer”.

Indicó que se mantiene el diálogo con los dueños de los establecimientos que han colocado herrería en las banquetas de acceso a sus negocios, para que estas sean retiradas a la mayor brevedad.

En el dispositivo participaron el subsecretario de Seguridad Pública, Víctor Loza Reyes, el director de Gobernación, Guadalupe Sánchez Aguilar y el director de Reglamentos, Rigomar Martínez Catalán.