CHILPANCINGO, Gro., 1 de octubre de 2020.- Desde el primero de septiembre, Emanuel Rebolledo Hernández representa a la Sección 10 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Industria Minera Siderúrgica, Metalúrgica y Similares de la República Mexicana, afiliado a la CTM, en sustitución del ahora ex delegado nacional Marcelo Ríos Zúñiga, quien detentó la representación durante un año ante la empresa Minera Media Luna, subsidiaria de Torex Gold Resources.

Originario de Cocula, Rebolledo Hernández dijo en entrevista para Quadratín que la responsabilidad de representación implica una revisión de las condiciones en las cuales los más de 500 agremiados desempeñan sus labores, y que la empresa minera cumpla con los términos del contrato colectivo de trabajo.

“Mi llegada es con la mejor disposición y con el ánimo de que las cosas caminen bien, con respeto y apegadas a la ley, siempre buscando el beneficio de todos los agremiados y con la atención de escuchar las demandas de todos los trabajadores”, afirmó.

Indicó que tras su nombramiento se reunió con el senador y líder nacional de la CTM, Carlos Aceves del Olmo en Ciudad de México, así como con el líder nacional de Permisionarios de Autotransporte, Similares y Conexos de la CTM, Cuauhtémoc Plascencia Albiter, y la también dirigente de dicha agrupación, Yolanda Plascencia Albiter.

Aseguró que Aceves del Olmo le manifestó su apoyo, el respaldo de los sectores que él representa y le deseó suerte en la encomienda.

Mencionó que como delegado nacional ante la nueva normalidad laboral, está ocupado “en que las cosas se hagan bien, pues con los protocolos sanitarios establecidos puedo decir que está la buena intención de la empresa por cuidarnos a los trabajadores”.

Emanuel Rebolledo añadió que entre las acciones que los trabajadores y contratistas están obligados a efectuar están los tamizajes físicos que se realizan diariamente a quienes ingresan a la mina y el uso obligatorio de respiradores de media cara.

“Si bien es cierto que la empresa tiene la responsabilidad de cuidar a todos los trabajadores, también es responsabilidad de todos apegarnos a las normas, ser responsables con nuestro propio cuidado, entender que estamos en un momento complejo frente a la pandemia, que el país está atravesando una situación complicada con la economía porque se detuvieron muchas actividades, la minería no estuvo exenta de esta condición, pero debemos continuar”, advirtió el joven dirigente cetemista.

Subrayó que durante el periodo en que no hubo actividad minera en la región porque no estuvo considerada como actividad esencial, la economía local se detuvo.

“La empresa respetó los pagos para los trabajadores aunque la mina no operó en este periodo. Hay trabajadores que forman parte del grupo de alto y damos fe de que se les está pagando su salario y sus espacios laborales no han sido ocupados”, expuso.

Agregó que en esta nueva etapa, el sindicato y la empresa diseñan estrategias para que las tareas que desempeñaban los trabajadores que permanecen confinados, sean realizadas por otras personas, bajo el compromiso por la empresa, de que cuando las cosas se regularicen, los sindicalizados podrán laborar en sus áreas.