CIUDAD DE MÉXICO, 25 de septiembre de 2016.- El presidente nacional del PAN, Ricardo Anaya, afirmó que será un auténtico reto para Enrique Ochoa y para el gobierno federal, imponer un castigo “justo y ejemplar” al actual gobernador de Veracruz, Javier Duarte de Ochoa.

El líder del albiazul dijo que ante la eventual solicitud de licencia de Javier Duarte, exigió que no lo sustituya en el cargo un cómplice, sino una ciudadana o ciudadano sin militancia partidista, que garantice un proceso de transición ajustado a la legalidad y a la civilidad política.

“El reto además, es que se aplique la ley con rigor y oportunidad y que se regrese al pueblo lo robado, contar con la colaboración del PRI y del gobierno federal para que el gobernador electo Miguel Ángel Yunes, pueda concretar los compromisos hechos en campaña y los veracruzanos tengan una vida digna y un buen gobierno”, dijo.

La nota aquí.