CHILPANCINGO, Gro., 22 de julio de 2019.- El presidente de la Junta de Coordinación Política (Jucopo) del Congreso del Estado, emanado de Morena, Antonio Helguera Jiménez, celebró el desalojo de campesinos de Tecoanapa que bloquearon la Autopista del Sol y la carretera federal México-Acapulco en demanda de fertilizante, y reconoció al gobierno estatal por ello.

La noche del domingo, el coordinador de la fracción de Morena en el Congreso local, quien en evidente desconocimiento del hecho afirmó que el bloqueo fue por cuatro horas, argumentó que la lucha social debe ser con causa justificada.

Emitió su posicionamiento en su página de Facebook, en el que hizo un llamado “a los verdaderos productores del campo” a no dejarse manipular por quienes se empeñan en desprestigiar al gobierno federal y cargar culpas contra quienes han erradicado vicios en los programas sociales como, dijo, es el caso del delegado Pablo Amílcar Sandoval Ballesteros.

Asimismo, pidió a los actores políticos que deseen opinar al respecto, que primero se informen para conocer las causas que lo originaron, los daños a terceros, el modo en que concluyó y los intereses que se mueven, para que no caigan en imprudencias.

El diputado exhortó al gobierno estatal a que asuma su responsabilidad para la conclusión del programa de entrega de fertilizante para que garantice la gobernabilidad de la entidad, e invitó a los guerrerenses a la serenidad y mesura .

Que se investigue a responsables

En contraparte, en un documento firmado por comisarios y comisariados de Tecoanapa, denunciaron que fueron desalojados con violencia, pues se utilizaron balas de goma y gas lacrimógeno a pesar de que en el bloqueo había mujeres y niños, además de turistas.

“Responsabilizamos al gobernador Héctor Astudillo Flores y al Delegado del Gobierno Federal, Pablo Amílcar Sandoval de este atropello al pueblo, y lo decimos de esa manera porque nosotros nos manifestamos por el fertilizante prometido por el gobierno de Andrés Manuel López Obrador”.

En su escrito aseguraron que cuando llegaron los antimotines, el comisario de Las Ánimas, Luis Epifanio Gómez, ya tenía comunicación con el coordinador federal del programa de fertilizante, Jorge Gage Francois, pero no les importó la negociación y los desalojaron con violencia.

Los agraviados insistieron en su exigencia del fertilizante y demandaron que se investigue a los responsables de esa agresión, y a Sandoval Ballesteros lo llamaron a que dé la cara y responda por el atropello, ya que López Obrador dijo que no se reprimiría al pueblo.