ACAPULCO, Gro., 13 de noviembre de 2017.- Ante la intención del Ayuntamiento de Acapulco sobre adelantar el pago de impuesto predial de 2018 para este diciembre, empresarios pidieron que se aclare el porqué de este cobro anticipado.

En conferencia de prensa en un hotel de la Costera, estuvieron presentes el presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE) de Guerrero, Joaquín Badillo Escamilla; el presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) Acapulco, Fidel Serrato Valdez; el presidente del Colegio de Contadores Públicos de Guerrero, Ignacio Rendón Romero; la presidenta y el ex presidente de la Cámara Nacional de la Industria de Transformación (Canacintra), Yoloczin Domínguez Serna y Andrés Orozco Pintos, respectivamente; y el presidente de la Asociación de Postgraduados, Sergio Salmerón Manzanares.

En su intervención, Badillo Escamilla afirmó que el sector productivo y empresarial en el municipio no está en contra de pagar impuestos, pero subrayó que quieren “cuentas claras” y formar parte de este proceso de transparencia en la rendición de cuentas para saber el destino de los “30, 40 o 50 millones (de pesos) de recaudación” del predial.

Propuso que el gobierno de Acapulco también dé un incentivo por concepto del cobro anticipado, el cual podría ser un descuento de hasta el 25 por ciento para los empresarios.

Por su parte, Ignacio Rendón Romero consideró que este cobro anticipado del predial por parte del Ayuntamiento “es una violación total” a los ordenamientos jurídicos de rendición de cuentas y es anticonstitucional.

Explicó que la Ley orgánica de la administración pública municipal en su artículo 70, fracción tercera, establece que “todos los ayuntamientos tienen prohibido imponer contribuciones que no están fijadas en la Ley de ingresos municipal”, por lo cual puntualizó que si este cobro adelantado no está previsto en dicha ley, éste no se puede realizar.

El líder empresarial Fidel Serrato Valdez también se sumó a las críticas y aseguró que con este cobro anticipado se vulnera la ley y planteó “pensar de otra manera o alternativas”, ya que en fin de año los empresarios deben de pagar aguinaldos a sus trabajadores.

Andrés Orozco Pintos afirmó que el hecho de que el municipio adelante el cobro de predial, evidencia que está necesitando recurso, lo cual quiere decir que no tuvo una buena disciplina fiscal y muestra un déficit financiero.

Apuntó que el cobro del impuesto predial de este año ocasionará un “déficit presupuestal más fuerte” para 2018.