CHILPANCINGO, Gro., 6 de octubre de 2014.- Integrantes del grupo delictivo Guerreros Unidos colocaron mantas en el municipio de Iguala, en las que advierten que darán los nombres de los políticos que respaldan sus actividades delictivas, esto si no liberan a los 22 policías municipales presos por la masacre de Ayotzinapa.

Según lo publicado por La Jornada, las mantas fueron retiradas por elementos del Ejército Mexicano del 27 Batallón de Infantería.

Cabe señalar que este hallazgo se registra luego de que el fiscal general de Guerrero, Iñaky Blanco Cabrera, afirmara que policías municipales de Iguala y sicarios al servicio del grupo Guerreros Unidos, detuvieron y asesinaron a 17 normalistas de Ayotzinapa.