TIXTLA, Gro., 3 de febrero de 2015.- Los cerca de 150 maestros de la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación en Guerrero (CETEG) que se manifestaron en el municipio de Tixtla en exigencia del pago de sus últimas quincenas, retiraron propaganda política de las calles para después quemarlas durante un mitin llevado a cabo en el Palacio Municipal.
 
Otros maestros realizaron algunas pintas en la sede del Partido de la Revolución Democrática (PRD) en ese municipio, a través de las cuales manifestaron su rechazo a que se lleven a cabo las próximas elecciones de junio.
 
También refrendaron su apoyo a los padres de los 43 normalistas desaparecidos.