CIUDAD DE MÉXICO, 31 de enero de 2017.- El Consejo de Seguridad de Naciones Unidas analizará este martes el ensayo misilístico de Irán de este fin de semana, una oportunidad para que la Casa Blanca muestre su política hacia Teherán, informa la agencia de noticias del Estado mexicano, Notimex.

La sesión, con carácter de emergencia, fue solicitada por Estados Unidos luego de que Israel, a través de su embajador ante Naciones Unidas, Danny Danon, dijo que la prueba era una agresión hacia su país y hacia todo Occidente.

El ensayo de un misil Khorramshahr de mediano alcance fue realizado el pasado domingo a las afueras de la ciudad iraní de Semnan, unos 225 kilómetros al este de la capital Teherán.

De acuerdo con el reporte informado por funcionarios estadounidenses a la cadena Fox News, el artefacto voló casi mil kilómetros antes de explotar, por lo que se trató de una prueba fallida.

La sesión del Consejo de Seguridad será la primera de la nueva embajadora estadounidense ante el Consejo de Seguridad, Nikki Haley, quien hace días hizo duras advertencias al conjunto del sistema de Naciones Unidas.

El punto de polémica podría ser si el ensayo del misil viola la resolución 2231 del Consejo de Seguridad que prohibe a Irán probar ese tipo de artefactos cuando tienen la capacidad de portar cabezas nucleares.

Ya este martes en Teharán el canciller iraní Mohamad Yavad Zarid señaló que se trató de un misil cuyo diseño no lo capacita para transportar cabezas nucleares, por lo que no viola la resolución del Consejo de Seguridad. Además, insistió en que Irán solo empleará sus armas de todo tipo para fines de defensa y no de ataque.

Sigue la nota aquí.