ACAPULCO, Gro., 9 de marzo de 2019.- La alcaldesa Adela Román Ocampo, informó que ya se cubrió parte del pago del mes de enero que adeuda la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado del Municipio de Acapulco (CAPAMA), a la Comisión Federal de Electricidad (CFE), por lo que espera que el servicio se restablezca en las próximas horas.

En entrevista luego de asistir al homenaje póstumo del dirigente universitario y cofundador del PRD, Rafael Aréstegui Ruiz, Román Ocampo explicó que la paramunicipal debía 18 millones de pesos y que gracias a que este viernes se le depositó a la CAPAMA lo que debían las dependencias del gobierno del estado se pudo cubrir la deuda.

Respecto a los saqueos que ha sufrido la paramunicipal indicó que se le está dando toda la información necesaria a la Auditoría Superior del Estado (ASE) de Guerrero para proceder contra los responsables de las pasadas administraciones ya que “cada día nos encontramos más y más fraudes, más y más desvíos de recursos”.

Dio a conocer que entre las irregularidades que se han encontrado en la dependencia es que hay deudas a proveedores y contratos fraudulentos “donde se le debía a un trabajador 50 mil pesos y resultaba que se le habían pagado cuatro millones”, mismos que ya se presentaron a la Auditoría.

“A CAPAMA la saquearon, no se hartaron. Entonces, el problema de Capama es un problema serio, se requiere un rescate financiero”, dijo la alcaldesa, y agregó que hará que los grandes contribuyentes, así como organismos estatales y federales cubran sus pagos a la institución.

 Reprochó que la CFE “no entienda que CAPAMA es una institución de servicio social, que no es lucrativa”, y sostuvo que desde que llegó a la administración municipal “todo mundo nos está cobrando”, cuando antes no hacían eso con el Ayuntamiento.

Lamentó que el Ayuntamiento no tenga “la capacidad económica para poder estar sufragando mes con mes los 22 millones que pagamos (a la CFE)”.