CIUDAD DE MÉXICO, 18 de diciembre de 2019.- La morenista María Soledad Luévano Cantú presentó una polémica iniciativa en el Senado de la República, con la que pretende armonizar la Ley de Asociaciones Religiosas y Culto Público, con la que busca eliminar la separación entre el Estado y la Iglesia.

La propuesta tiene por objeto la plena vigencia del derecho de la libertad religiosa, de conciencia y de convicciones éticas, así como el reconocimiento de derechos inherentes a la libertad de religión, es decir, el derecho de cada individuo a tener, adoptar y cambiar de relación de acuerdo con sus convicciones.

El documento enviado a las comisiones unidas de Gobernación, y de Estudios Legislativos, Segunda, prioriza la libertad de religión y permitiría realizar actos de culto público religioso, así como propagar su doctrina por cualquier medio de comunicación siempre que no se contravengan las normas y previsiones de éste.

Además, asociaciones religiosas podrían participar en la constitución, administración, sostenimiento y funcionamiento de obras de asistencia social, de promoción humana y cultura, instituciones de asistencia privada, planteles educativos e instituciones de salud, siempre que no persigan fines de lucro.

Más información aquí.