CIUDAD DE MÉXICO, 18 de abril de 2018.- Las dos se ven como las próximas Jefas de Gobierno de Ciudad de México.

La candidata de la coalición Juntos Haremos Historia, Claudia Sheinbaum, y la de Por la Ciudad de México al Frente, Alejandra Barrales, fueron las adversarias con ataques más directos durante el primer debate organizado por el Instituto Electoral de la Ciudad de México (IECM).

En la lucha por la Jefatura de Gobierno, Sheinbaum ve el fin del PRD en la administración capitalina.

“Claro que ganamos el debate”, afirmó al declararse vencedora la abanderada del partido fundado por Andrés Manuel López Obrador, por lo que igual confía que el 1 de julio saldrá victoriosa en la elección.

En entrevista al término del debate, la candidata rechazó que haya repercusiones luego de las acusaciones que le hicieron sus contrincantes sobre el problema del narcotráfico en las delegaciones donde gobierna Morena.

Por otro lado, Alejandra Barrales insistió en las acusaciones del caso Rébsamen y del Tec de Monterrey, de las que responsabilizó a la ex delegada de Tlalpan.

“No lo hago como candidata, sino como madre. Mañana se cumplen siete meses —del sismo— y del doble agravio que viven los padres. Hoy la candidata pretende llegar a la Jefatura de Gobierno guardando silencio como si no hubiera pasado nada”, reprendió.

“Lo que es vil es guardar silencio ante esta tragedia”, reviró Barrales Magdaleno pues mientras tenga un micrófono enfrente, advirtió que seguirá reclamando justicia para las familias de las víctimas.

La abanderada del Frente manifestó su contento por expresar sus propuestas de campaña, aunque admitió que existen coincidencias en los proyectos de gobierno. Sin embargo, señaló que el reto está en quién de los candidatos tiene el tamaño y la capacidad para sacar adelante a la capital.

Pese a que el priísta Mikel Arriola asegura que va subiendo en las encuestas, la perredista aseguró que la lucha por gobernar la capital del país será entre dos candidatas.

Sigue la nota aquí.