• Las Fuerzas Armadas van al manejo de medicinas
  • Ingresarán a través de Administración del ISSSTE
  • El gobierno sí interino en la elección de la Cámara

El viernes pasado dimos aquí dos primicias.

La primera:

El chiapaneco David Eduardo León Romero no se convertiría en zar en la compra, importación y distribución de medicamentos del sector público.

Más allá de su digna renuncia, era la primera baja del video donde el hermano presidencial, Pío López Obrador, recibe millones y millones de pesos para su partido.

–Donaciones para el movimiento -justifican desde Palacio Nacional calificación contraria a la corrupción de los opositores, caso Odebrecht.

La segunda:

En lugar de León Romero, anunciamos, llegaría Pedro Mario Zenteno Santaella, director Normativo de Administración y Finanzas del SSSTE.

La información fue corroborada ayer en la conferencia rutinaria de las mañanas y todo está listo para crear un emporio manejado por Zenteno Santaella.

Emporio político, administrativo y económico porque él será requerido por todas las instituciones del sector: SSA, IMSS, servicios médicos de Pemex y por supuesto el ISSSTE.

Más de 50 mil millones de pesos en adquisiciones, para abrir.

Eso lo hace extremadamente poderoso.

MILICIA EN TODOS LADOS

Pero hay más:

Para suceder a Pedro Mario Zenteno Santaella se perfila a un militar de alto rango, general de brigada para mayores señas.

Si no hay marcha atrás, a la Dirección Normativa de Administración y Finanzas del ISSSTE irá Guzmar Angel González Castillo.

Un hombre de alta estima del secretario de la Defensa Nacional, Luis Crecencio Sandoval, pues en abril del año pasado lo designó comandante de la doceava Zona Militar.

De San Luis Potosí pasará a la Ciudad de México.

Usted irá: ¿y eso qué?

Nadie está en contra.

Ni siquiera restamos poder al director del Instituto, Luis Antonio Ramírez Pineda.

Aquí simplemente tratamos de destacar la incursión de las Fuerzas Armadas en el sector médico y de la seguridad social.

Un área hasta hoy vedada pero ya agregada a muchos antecedentes: seguridad pública, construcción de escuelas, reparto de apoyos sociales, edificación de los llamados “bancos del bienestar”…

La milicia en todos lados.

GOBIERNO EN LA CÁMARA

1.- Por única vez démosle crédito al desacreditado Gerardo Fernández Noroña.

Sí hubo intervención del gobierno para poner orden en la Cámara de Diputados a través del coordinador Mario Delgado.

Era la única manera de someter al movimiento noroñista, pero también es un mérito del coordinador priísta René Juárez. Cisneros.

La gobernabilidad en ese cuerpo legislativo pasa por la orden superior de someter al folklórico diputado federal.

2.- Entre olores de mariguana, promesas de analizar su legalización y una larga agenda de leyes a discutir, el Senado de la República dio un paso significativo.

Impulsó la suma del Canal del Congreso al programa Aprende en Casa y quién sabe si lo consideró Ricardo Monreal, pero eso le aumentará la audiencia.

Y 3.- una calificación de ciento por ciento.

Hacienda otorgó al gobierno de la sonorense Claudia Pavlovich el primer lugar en transparencia y rendición de cuentas.

Por primera vez reconocimiento sin límites, destacó el secretario Raúl Navarro, mientras en segundo lugar aparece la administración del oaxaqueño Alejandro Murat.