CHILPANCINGO, Gro., 28 de marzo de 2019.- La aspirante a dirigir por cuarta vez consecutiva la Sección 36 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Secretaría de Salud (Sntsa) en Guerrero, la priísta Beatriz Vélez Núñez, sostuvo que las acusaciones que hicieron en su contra integrantes de la planilla Guinda son parte de una guerra sucia para sacar raja política.

Quadratín Guerrero informó que Raúl Ortiz Hernández y Fidel Martínez Hernández acusaron a los integrantes de la planilla Oro y a Beatriz Vélez Núñez de intimidar, amenazar y hostigar al personal de Salud para que vote por ella y consiga su reelección. También fue señalada por familiares de la enfermera Adriana Salgado Betancourt, asesinada en el centro de Chilpancingo en agosto de 2018, de no apoyarlos luego del crimen.

Vélez Núñez acudió esta mañana a la clínica de la alameda de Chilpancingo, donde saludó a los trabajadores, quienes la recibieron con música, globos, porras y comida. Ahí ofreció una conferencia de prensa y mostró documentos que, dijo, confirman los pagos que se han hecho a la familia de Salgado Betancourt.

La aspirante cuestionó la actitud de la familia y llamó a los integrantes de la planilla Guinda a no aprovecharse de la situación. También pidió a los trabajadores no dejarse engañar y que sean ellos mismos los que juzguen.

Añadió que ya pidió al Comité Nacional del Sntsa poner atención al proceso de elección en Guerrero para evitar que las otras planillas lleven a cabo alguna acción en su contra el día de la votación, el próximo lunes 1 de abril.